Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

‎9 Tammuz 5784 | ‎15/07/2024

Scroll to top

Top

Richard Malka, abogado de Charlie Hebdo en el juicio por los atentados, y su libro

Richard Malka, abogado de Charlie Hebdo en el juicio por los atentados, y su libro

EL MICRÓFONO DE ALICIA PERRIS – “Lo nuestro es reír, dibujar, gozar de nuestras libertades, vivir con la cabeza muy alta frente a los fanáticos que querrían imponernos su mundo de neurosis y frustraciones, en conjunto con universitarios cebados de comunitarismo anglosajón e intelectuales, herederos de aquellos que apoyaron a algunos de los peores dictadores del siglo XX, de Stalin a Pol Pot. Lo nuestro es pelear […] para seguir siendo libres. Nosotros y los que nos sucederán. Esto es lo que se juzga hoy. Y seguir siendo libres implica poder seguir hablando libremente sin ser amenazados de muerte, asesinados por un Kalashnikov o decapitados”.

Este libro es el alegato de Richard Malka, abogado de origen judío de Charlie Hebdo, en el juicio por los atentados del 7 de enero del 2015 en los que fueron asesinados muchos de los integrantes de la revista. En su intervención en este juicio histórico, el autor describe el camino del mal y las ideologías que lo alimentan. Cada palabra pesa, golpea o aporta dulzura cuando evoca el nombre de los desaparecidos, sus plumas y sus pinceles. Gran penalista, los casos que ganó, muchos, son célebres, así como su creatividad artística y su labor en defensa de los derechos civiles y de la libertad de expresión.

El Micrófono estuvo hablando con él, en el Instituto Francés de Madrid, entre importantes medidas de seguridad, pero siempre con la sonrisa en los labios. Los acompaña la música envolvente de Mikis Theodorakis, el compositor griego que en su día estuvo preso por los Coroneles por defender las libertades civiles, desgraciado hecho histórico que coincidió con el auge imperdonable de las dictaduras de América del Sur. Léanlo con matices y con amplitud de miras, porque así está escrito y dicho en recuerdo de las víctimas y de su sangre brutalmente derramada.

Alicia Perris