Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

‎8 Tammuz 5784 | ‎14/07/2024

Scroll to top

Top

«Estorias de los tiempos biblikos» de Gad Nassi con edición de Leah Bonnín

«Estorias de los tiempos biblikos» de Gad Nassi con edición de Leah Bonnín

SEFER: DE LIBROS Y AUTORES – «Penso ke las estorias puderen servir de piedras fundemantales –espesialmente por los ke resivieron una edukasion sekulara– en la konosensia de la Biblia, ke konstitue una fuente mayor de la identidad djudia». Gad Nassi

«Historias bíblicas recontadas por Gad Nassi en judeoespañol» bien podría ser una de las presentaciones para hablar de Estorias de los tiempos biblikos ,este libro de Tirocinio que nos presenta la responsable de su edición Leah Bonnín. Estas estorias -que unen entrañablemente la Biblia con el  judeoespañol– componen «un libro familiar, tanto en su creación como en su disfrute», nos dice Leah Bonnín. En ellas, Gad Nassi toma algunas de los pasajes menos conocidas del Tanaj no para resumirlos, si no para resaltar cuestiones que llaman a la reflexión y que hay que analizar, pensar «y resolver desde la ética» .

El protagonismo de las mujeres más allá de las matriarcas- es otro de los puntos de interés de este libro -bellamente ilustrado con reproducciones de grandes pintores cuidadosamente escogidas por el autor- en la que disfrutamos también del » judeoespañol absolutamente accesible de Gad Nassi»

Las edición de Leah Bonnín de Estorias de los tiempos bíblicos es además un homenaje a Gad Nassi Z’L  por su aportación a la cultura sefardí – recordamos su papel fundamental en proyectos  como Salom y Amanecer– y un recuerdo a otro garante de la cultura sefardí Jaime Behar Z’L. 

Leah Bonnín: «La idea de editar este libro le debe mucho al azar. O tal vez no. Dicen los rabinos que nada ocurre por casualidad. No es este un texto académico, aunque para su edición he realizado consultas de documentos, revistas y bibliografía varia y he conversado con quienes en algún momento u otro tuvieron relación familiar, amistosa, intelectual y social con el autor. Diría que se trata de un libro en homenaje y reconocimiento a uno de los aspectos menos conocidos de la escritura de Gad Nassi: la aproximación y recreación o interpretación de la narrativa bíblica. Pero también es un libro en memoria de Jaime Behar Algranti, judío de origen turco, nacido y criado en Barcelona».

Las historias bíblicas fueron escritas por Gad Nassi a lo largo de los años. Desde «La borrachez de Noah» hasta «El bayle funesto de Salome», las cincuenta y siete estorias que componen este volumen se publicaron en eSefarad (www.eSefarad.com) en la sección La Rubrika de Gad Nassi, y estaban dirigidas a un lector en el que hipotéticamente convivían la enseñanza secular en distintas lenguas (turco, francés, inglés, hebreo), según el lugar de nacimiento y/o residencia, y el abandono de la educación religiosa y del judeoespañol, relegado al ámbito doméstico y familiar. En una especie de camino de retorno a las raíces, Gad Nassi unió la transmisión o (re)cuento de las historias bíblicas al idioma judeoespañol.

Gad solía decir: «Penso ke las estorias puderen servir de piedras fundemantales –espesialmente por los ke resivieron una edukasion sekulara– en la konosensia de la Biblia, ke konstitue una fuente mayor de la identidad djudia».

Recopilarlas y embellecerlas ha sido una tarea prolija, pero fructífera, de la que se enorgullecen Leah Bonnín y Etia Aymerich Behar (viuda e hija de Jaime), además de Liliana Benveniste, por colaborar con la traducción de determinados fragmentos.

También la viuda de Gad, Perla Nassi Algranti, y su nuera Hagit Cohen, han aportado su particular –e inmensa y bella– visión del personaje y de la obra: Perla, con la ilustración de la cubierta; Hagit, con un retrato a lápiz de Gad.

El resultado es una obra hermosa, una obra para regalar la vista y los sentidos. Una obra para leer en familia, para reencontrar ese sentido de las historias bíblicas que por más repetidas no son más conocidas y de las que es preciso desentrañar su secreto.

En homenaje a Jaime Behar Algranti y a Gad Nassi (z”l).