Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

‎24 Tevet 5777 | ‎21/01/2017

Scroll to top

Top

Los judíos de Italia (1ª parte): la Antigua Roma

Los judíos de Italia (1ª parte): la Antigua Roma

MILÍM: LA HISTORIA DE LAS DIÁSPORAS, CON ALICIA BENMERGUI – La comunidad judía de Roma es la más antigua de Europa después de la griega. Los judíos llegaron a Roma en el siglo II a.n.e. Otros llegaron como prisioneros de Pompeyo cuando conquistó y se apoderó de Judea. La presencia de los judíos en Roma es anterior al Imperio y a la existencia del Papado. Por supuesto, la población judía aumentó más aún cuando el emperador Tito destruyó el Templo y la ciudad de Jerusalén. Los judíos querían a Julio Cesar, muchos de ellos marcharon con sus huestes: él respetaba sus prescripciones religiosas, durante el año sabático los judíos estaban exceptuados de pagar los tributos al Estado Romano. Y también permitía el pago que los judíos enviaban a Jerusalén para el mantenimiento del Templo.

Cuando los judíos de Judea se rebelaron contra la opresión que les imponían los romanos, la guerra duró cuatro años. En año 70 de nuestra era los judíos fueron derrotados y de acuerdo a las leyes de la guerra, no solo fue quemado y desapareció para siempre el Templo, sino que los vencedores podían disponer de las propiedades y la vida de los vencidos. Los judíos, considerados por los romanos un enemigo muy duro, fueron condenados a la suerte reservada para los vencidos. Una parte de ellos fue destinada a morir en el circo y fueron enviados a Cesarea. Otros fueron enviados a trabajar a Cerdeña en las minas donde nadie duraba demasiado. Otros fueron enviados a Roma para trabajar en la construcción del Coliseo y otros miles fueron vendidos como esclavos. Después de la revuelta protagonizada por Bar Kojba entre los años 132-135 y su derrota, miles de judíos fueron vendidos en todos los mercados como esclavos.

Pero los judíos, ante la pérdida del Templo, decidieron continuar recaudando la suma que utilizaban para poder liberar a los esclavos judíos. Esto era llamado Pidion Ha-shvuím. Hubo una presencia judía en Roma bastante importante, pero también vivían judíos en Venosa y Siracusa, donde fueron halladas catacumbas judías, el modo de enterramiento que observaban en ese tiempo. También vivían en Ostia, Ravenna, Ferrara, Boloña, Milán, Capua y Nápoli. Y esta historia continuó…