Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

‎20 Elul 5779 | ‎20/09/2019

Scroll to top

Top

El origen de los apellidos Picado, Argüello, Sáenz y Barquero

El origen de los apellidos Picado, Argüello, Sáenz y Barquero

HUELLAS – Huellas es el espacio de Radio Sefarad en el que, a través de las investigaciones de nuestro colaborador Manuel Sanvicente, tratamos de rastrear la herencia judía de aquellos de nuestros oyentes con curiosidad por su pasado y orígenes.
Como siempre queremos apuntar que en Huellas no proporcionamos certezas ni pruebas concluyentes de vinculación judía, tan sólo pretendemos ofrecerles una aproximación lo más rigurosa posible al origen de sus apellidos. Les invitamos a recorrer con nosotros las huellas que nos conectan con nuestros orígenes… Los apellidos protagonistas del programa de hoy son Picado, Argüello, Sáenz y Barquero. Además, Manuel Sanvicente nos indica que dos apellidos de los que se han pedido referencias, Matamoros y Llovet, no tienen, que se sepa, vinculación alguna con los judíos.

PICADO
Los datos más antiguos de Picado datan del siglo XV, en Lugo (Galicia. Allí un tal Vasco Picado se casó con Catalina Alonso de Villamoura. Picado aparece también en otros lugares de Castilla por lo que posible que no tenga un origen único. Se desconoce su significado si bien en España era costumbre llamar Picado a quien tenía la cara con señales de viruela. Muchas veces un apodo como este terminaba siendo apellido. Picado es apellido de sefardíes por el mundo. Se encuentra en España, Argentina, Estados Unidos, Canadá y Francia.

ARGÜELLO
Sobre el origen y significado de Argüello abundan las historias y las leyendas más increíbles. En el siglo X una amplia comarca de León llamada Arboreo (del latín Arboreus, árbol) terminó derivando en la palabra Argüello y en apellido de sus habitantes que se consideraban todos hijosdalgos, aunque carecieran de bienes materiales, exceptuando a los judíos que trabajaban en cualquier oficio manual. Argüello se extendió por el resto de España y América, también entre los judíos de la zona norte, aunque siempre fue un apellido minoritario entroncado con la nobleza y distintas casas principales. Su espacio geográfico actual es principalmente Argentina, seguido de España, Estados Unidos y Suiza.

SÁENZ
Apellido patronímico derivado del nombre propio Sancho (en latín, Sanctis), en otro tiempo muy frecuente entre la población. Desde La Rioja se extendió por España y América. Hay que aclarar que no todas las personas que poseen este apellido tienen un origen común. Para los judíos, aparte de su significado, les recordaba el nombre de la tierra de Israel por su terminación en z (Eretz Israel). Apellido de judíos y conversos que fueron llegaron a Chile, Colombia y México. En este último país se puede citar a Aarón Sáenz Garza, abogado, político y militar que vivió entre 1891 y 1983. Actualmente Sáenz se encuentra en Argentina, Estados Unidos, Francia, Suiza y Bélgica.

BARQUERO
Nombre de oficio, Barquero es quien tiene o gobierna una barca. Quienes se dedicaban a su construcción, por el contrario, eran llamados “carpinteros de rivera”, sin relación con el apellido citado como normalmente se cree. Diferentes familias tomaron este sobrenombre en distintos lugares de la Península. Para entender este apellido es necesario comprender la importancia de los barqueros en épocas donde no había puentes ni medios de transportes. Era un oficio hereditario bien considerado entre el pueblo. Tener este apellido o pronunciar este nombre entre los numerosos judíos ocultos de la serranía de Ávila o Toledo en el siglo XVIII, tenía por significado “seguir la Ley” (de Moisés) y fueron perseguidos con saña por la Inquisición durante los años 1730 a 1.775 en la llamada operación “serranía críptica”. Hay judíos Barquero que llegaron a la América hispana conservando el apellido mediante matrimonios endogámicos, además de los Barquero cristianos que, también cruzando el mar, se establecieron en aquel continente. Se encuentran principalmente en España, Argentina, Costa Rica, Francia y Bélgica.