Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

‎21 Iyyar 5779 | ‎26/05/2019

Scroll to top

Top

¿España contra México?

¿España contra México?

DESDE MÉXICO, CON DIARIO JUDÍO – Esta semana Isaac Ajzen nos habla de la gran emoción del Mundial, de los grandes resultados de nuestra selección mexicana en Rusia (también de la española) y de las esperanzas que tenemos puestas en el triunfo de nuestros equipos que esperamos sólo se tengan que encontrar en la final y ahí desearle suerte a cualquier a los dos. Claro que hablamos además de las próximas elecciones, incluida la visita del candidato José Antonio Meade, del mensaje de Salomón Chertorivski sobre Ricarfo Anaya, del apoyo de la comunidad al candidato que resulte victorioso para trabajar con él en pro de México y del trabajo que desempeñan diferentes personalidades con cada uno de los candidatos, demostrando el pluralismo de la comunidad judía que votara cada uno por quien crea sea la mejor opción para el país. Y la comunidad sigue trabajando, celebrando los 80 años de Unión Femenina Monte Sinaí, homenajeando a quienes han hecho mucho por el país o con comunidades como Kadima con Lili Margolis, Bikur Jolim con Sara Zaga, con Yad Leshabat con Lili e Isaac Penjhos, la Fundación Mitz que empodera mujeres que viven en tiraderos de basura para que salgan adelante y hagan otras cosas, etc. Y si hablamos de deportes, recordemos el mensaje del embajador Jonathan Peled de apoyo a la selección mexicana. Tampoco podemos dejar pasar las competiciones Intertnuot, donde participan las diferentes organizaciones juveniles de la comunidad, así como de los próximos juegos Macabeos a desarrollarse en México. Y, como cada semana, algo relativo a Israel: el festival de cine “Como Israel no hay dos”, donde contamos con la presencia de una de las estrellas y una de los escritores de Fauda y con quienes pudimos conversar sobre lo que muestra esta serie sobre el conflicto árabe-israeli, sobre las relaciones entre ambas comunidades y sobre las personas que involucradas y cómo, suceda lo que suceda, no dejan de ser humanos.